EL FENÓMENO !

viernes, 7 de noviembre de 2014

¿Por qué cruzamos los dedos para atraer la suerte?

Si hacemos caso a lo que cuenta Juan Eduardo Cirlot en su Diccionario de Símbolos, la señal equivale a una concitación, es decir, a la manifestación del deseo de que cambie la suerte de algo que está ocurriendo o que queremos que deje de pasar.
Según el autor, los orígenes de cruzar el dedo índice y el corazón se remontan a los inicios de la cristiandad, cuando se trataba de luchar así contra infortunios causados por fuerzas malignas.

Otros creen que es el modo en el que los esclavos negros trataban de formar una cruz para protegerse del mal cuando estaban esposados.